Las relaciones en la “Era Tinder”

Publicada en

Para varios, hoy en día usar aplicaciones como Tinder es lo más normal del mundo.

Desde mi punto de vista, realmente lo es. Tinder puede ser una dinámica divertida y diferente para poder conocer nuevas personas en plan de date o algo más casual.

Desde tiempo atrás, este tipo de citas ya existían, la única diferencia eran los medios. Algunas personas se alarman o consideran ofensivo el simple hecho de usar Tinder, puesto que no tienen una idea clara de cómo funciona o temen ser juzgados por usar la app.
Hay ciertos factores que realmente influyen como el tamaño de la ciudad (entre más grande el lugar, mayor variedad) o los culturales.
Sin duda alguna, hay que admitir que el mundo de las citas o comenzar a salir con alguien siempre tendrá sus pros y contras.
Así que, vámonos por partes para analizar más a detalle lo bueno, lo malo y lo feo de Tinder.


1. Lo Bueno


Al ser una aplicación digital, puedes ajustar tus preferencias de búsqueda según lo que desees encontrar de manera muy rápida y sencilla.
Tinder te presenta un catálogo de prospectos según la distancia en la que se encuentran a partir de tu ubicación actual. En esta parte, puedes elegir o rechazar a las personas que te llamen la atención. En el caso de que en tu zona urbana o rural, la gente no fuera físicamente muy agraciada, puedes optar por la opción de usar Tinder en otras ciudades o lugares del mundo (El único inconveniente es que tendrías que pagar por ese servicio extra).
Si alguien comienza a incomodarte, simplemente cancelas el match. Para que este último exista, ambas personas tuvieron que darse like de manera mutua, el siguiente paso es dejar que la magia y química hagan lo suyo.
Comúnmente la mayoría de la gente por miedo a que los secuestren o les salga un aborigen, se citan en algún café o en el cine (Es lo más apto para una primera cita).

Ya que por seguridad, sino confías fácilmente a la primera, te encuentras en un espacio público rodeado de personas.
Al final del día, si todo sale bien. Conociste a una persona nueva con la cual podrás salir y dejar que las cosas evolucionen de manera positiva con el paso del tiempo.


2. Lo Malo



La decepción. imagina que conociste a una persona que se ve interesante o atractiva a simple vista. Conforme la noche va avanzando descubres que realmente no era lo que esperabas por su forma de ser, las personalidades chocan o al final buscaban cosas distintas.
Las mentiras. Este es uno de los puntos negativos más importantes, un foco rojo con el cual hay que tener cuidado.
La mayoría de las veces con tal de quedar bien o tratar de impresionar a la otra persona, la gente tiende a mentir o a exagerar un poco las cosas pudiéndose vender como algo que realmente no son, dando pie al inicio de una red interminable de mentiras. Siempre se genuino, nunca dejes de ser tu para gustarle a alguien más (Así de simple)
Dentro de las mismas mentiras, se pueden encontrar personas que ya tienen una relación o se encuentran con otra persona, sin saberlo ya estarías siendo cómplice de una infidelidad o de un juego muy perverso, donde eres tercero.
Por último, que te mienta en su foto de perfil. En verdad, eso es lo más bajo que una persona podría hacer (Que oso con quien lo hace, que pena) y lo peor es que es cierto. Hay demasiados casos en los cuales al momento de coincidir te encuentras con un esperpento de pantano porque uso fotos que no eran suyas o uso mil filtros de Photoshop (Chavos, mejor sean feos y honestos, que feos y mentirosos) o bien ser víctima de un ghosting o catfish.


3. Lo Feo

Con esta última sección, quiero referirme a los celos, desconfianza y adicción. Supongamos que conociste a alguien increíble por este medio y comienzan a salir.
En el fondo puede que tengas la espinita de saber si en realidad, sigue saliendo a tus espaldas con otras personas o buscando a alguien en Tinder. Esto es muy común en algunas personas que se conocieron gracias a dicha App, se puede generar ese sentimiento de inseguridad y celos.
Por ello, es mejor hablar las cosas claras sin tanta pendejada y de manera directa respetando al otro.
Y ahora sí por último, la adicción. Parece ser mentira y van a decir "Andrés, seguro te metiste Ayahuasca al escribir esto"
BUT IT'S TRUE.. Hay personas que realmente se vuelven adictas a Tinder, todo el tiempo siguen a la expectativa de encontrar una persona mejor de la que ya encontraron como si nada les fuera suficiente. Si tienen esa mentalidad, por salud mental paren y sean estables con quien acaban de conocer, no saben las vueltas que da la vida y al final, podrían quedarse más solos que cuando empezaron.
Por mi parte, sería todo con este Post. En verdad, los motivó a darle una oportunidad a la App si están solteros y buscan romper con la rutina y buscar a alguien nuevo. Recuerden no todo es perfecto y siempre es válido romper la zona de comfort y experimentar, sino next o como se hace en Tinder, SWIPE.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *